Domingo, 16 de Junho de 2019
ISSN 1519-7670 - Ano 19 - nº1041
Menu

VOZ DOS OUVIDORES >

Tomás Delclòs

16/07/2013 na edição 755

“Los lectores acuden a la hemeroteca con una frecuencia notable para añadir dimensión a una noticia. También para reclamar que se cuente el final de una historia o criticar precisamente el uso de noticias de archivo que se vinculan, erróneamente a su parecer, a otra de actualidad. En cualquier caso, la hemeroteca no es un sarcófago sellado ni un mero repositorio de citas para la historia.

La hemeroteca alberga noticias abandonadas, sin seguimiento, y que concluyeron con un final que altera el relato inicial. Un caso reciente. En marzo de 2013 este diario, en su edición digital, publicó la detención de una persona acusada, en función de la versión policial, única fuente citada, de agredir al consejero madrileño de Sanidad, Javier Fernández Lasquetty, en Móstoles. A mediados del mes pasado, el juez que entendía el caso decretó el sobreseimiento del mismo. En el auto afirma que, a la vista de las declaraciones de testigos y del visionado de un vídeo de TVE, ‘no parece debidamente justificada la perpetración del delito’, ya que ‘no resulta creíble la versión mantenida por los agentes denunciantes’ que hicieron constar que cuando el consejero accedía al hospital ‘el ahora detenido se abalanza de forma violenta y agresiva, con la intención de agredirle’. Sin embargo, prosigue el auto, según las imágenes, ‘el consejero entra en el recinto hospitalario, donde se encuentran varios manifestantes, gritando diferentes consignas, sin que en ningún momento el imputado se acerque a él’. Este auto, que rechaza la versión policial de lo sucedido, no ha sido recogido por el diario. La redacción tuvo conocimiento del auto y habló con la persona falsamente acusada para preparar una pieza que, finalmente, no llegó a publicarse al prestarse más atención a otros focos informativos del día. Debió haberse terminado y publicado. En 1995, Furio Colombo (Últimas noticias sobre el periodismo) ya relataba cómo decenas de historias yacen incompletas. Mueren sin una lápida, muchas veces porque la opinión pública se ha distraído y el mundo de las informaciones no llega hasta el final, hasta su conclusión. Colombo citaba, a su vez, un artículo de Jim Hoagland donde se afirma que ‘el periodismo es la única forma narrativa en la que es posible omitir el final’. Una historia, proseguía, puede que no termine si quien está escuchando no insiste en conocer su final.

A veces, sin embargo, la referencia por parte del diario a una noticia previa es criticada por considerar que no tiene relación con el caso o distorsiona su comprensión. La Rede de Mulleres remitió un mensaje en el que traducía un texto publicado en su blog en el que critica que en la información (2 de julio) sobre la suspensión en Rentería de un acto de protesta por una supuesta agresión machista a una vecina se incorporara una referencia a que una semana antes se habían producido en el País Vasco dos falsas denuncias por agresiones sexuales. Este colectivo considera que ‘el inicio de la redacción es de lo más correcta: ‘El Ayuntamiento de Rentería ha suspendido el pleno extraordinario y la concentración convocados para esta tarde en protesta por una supuesta agresión de violencia machista a una vecina de esta localidad, hasta que se aclaren las circunstancias de su muerte, ya que podría deberse ‘a causas naturales’. Lo que se escapa a nuestro entendimiento, es por qué se termina esta noticia aludiendo a que: la semana pasada, la Ertzaintza informó de que dos denuncias por agresiones sexuales en Bilbao y Zarautz eran falsas. La mujer muerta en Rentería no había presentado denuncia previa, por lo que no entendemos la relación para señalar el tema de las denuncias falsas. Este tipo de redacción es muy negativa para la lucha contra la violencia de género. Las denuncias falsas son mínimas en este tipo de causas (alrededor de 1% y mucho menores que en otro tipo de delitos, como los robos). En cualquier caso, no tiene sentido informar de ello cuando no tiene nada que ver con el caso’. Las remitentes tienen razón. En el caso de Rentería no hubo denuncia falsa. El responsable de la redacción en el País Vasco me ha comentado que si se incluyó la referencia a las denuncias falsas de la semana anterior fue porque una de ellas conllevó una respuesta de protesta institucional del mismo tenor de la que se había preparado en Rentería. No hubo, con esta cita, intención alguna de introducir un elemento que pudiera rebajar la dimensión de este drama social. Que así pueda ser entendido evidencia la prudencia con que deben manejarse este tipo de noticias.

En muchas ocasiones, sin embargo, se acude a la hemeroteca para recordar un pasado que ya anticipaba el presente. De aquellos polvos vienen esos lodos. Un combate contra la desmemoria. Me lo recordó una carta de un lector, que he recogido en el blog, sobre la actual preocupante política científica en España. Una preocupación, y una parálisis, que casi en los mismos términos, se manifestaba en un artículo colectivo publicado en este diario en… 1984. Que los lectores regresan a la hemeroteca me lo confirma una carta recibida esta semana con una queja sobre una información de 2009.

El archivo de un diario también ayuda a combatir la desmemoria

En las redes sociales abundan las remisiones al archivo de este diario. Un tema protagonista son los casos de corrupción. De Luis Bárcenas, por ejemplo, un lector recordaba una noticia de 1987. La Federación Española de Montañismo impugnó la veracidad del supuesto logro de una expedición española al Everest, en la que participó el personaje en cuestión, que regresó asegurando que había abierto una nueva vía. ‘Buen momento para tuitear la primera noticia de Bárcenas’, escribía el lector. En 2009, cuando Rajoy todavía citaba por su nombre al excontable del partido, el diario reprodujo unas declaraciones el actual presidente del Gobierno, según las cuales, ‘nadie podrá probar que Bárcenas y Galeote no son inocentes’.

Un artículo de 2010 recordaba que España destinaba a becas el 0,09% del PIB frente a un 0,25% de media en la UE, una cifra recuperada ahora que el Gobierno ha planteado un cambio en el sistema de ayudas a los universitarios.

Las biografías de personajes también son objeto de repesca. Del actual ministro de Cultura se rememora su crítica contra la emisión de una canción de Las Vulpes (Me gusta ser una zorra) cuando, en 1983, era miembro de Consejo de RTVE. Tras las declaraciones del jefe de relaciones laborales de la CEOE, José de la Cavada, considerando excesivos los cuatro días de permiso por motivo del fallecimiento de un familiar ‘porque ya no se viaja en diligencia’, los lectores, y en este caso el propio diario, recuperó la noticia de 2010 según la cual, Cavada fue multado con 25.000 euros por trato humillante a sus subordinados, aunque no fue ratificada por el juez de primera instancia y está pendiente del pronunciamiento del Tribunal Superior de Madrid. La muerte de Gandolfini lleva a un internauta a releer el artículo (2004) de Antonio Muñoz Molina sobre el actor, ese Tony Soprano al que ‘basta verlo comer para que dé miedo’. Y otro recuerda, a propósito de Nelson Mandela, que no fue hasta 2008, como se publicó entonces, que Estados Unidos lo retiró de la lista de presuntos terroristas.

Los rescates de la hemeroteca son innumerables. A propósito del actual escándalo por la red de espionaje liderada por Estados Unidos y destapada por Edward Snowden, por ejemplo, se recuperan informaciones de 2000 cuando el Parlamento Europeo pidió una investigación sobre la red de espionaje anglonorteamericana Echelon, lo que aminora la perplejidad que algunos manifiestan sobre la existencia de este husmeo masivo por parte de Gobiernos democráticos.”

Todos os comentários

x

Indique a um amigo

Este é um espaço para você indicar conteúdo do site aos seus amigos.

O Campos com * são obrigatórios.

Seus dados

Dados do amigo (1)

Dados do amigo (2)

Mensagem